Categories
Noticias Locales Publicación Destacada Turismo

Pescadores de Caleta en La Romana: “Queremos más acción y menos promesas”

Pescadores de Caleta en La Romana: "Queremos más acción y menos promesas"

La Romana, R.D.- La vida de los pescadores en el Distrito Municipal de Caleta es muy difícil, por la necesidad de un muelle, lanchas en mal estado, en su mayoría, sin espacio para comercializar su materia prima, reacondicionamiento de la playa porque está erosionada casi en su totalidad, higiene en el manejo del pescado, contaminación medio ambiental, falta de recogida de desechos sólidos periódicamente, entre otros males que afectan el desarrollo y la economía de este importante sector. 

Feliciano Rijo, presidente de la Asociación de Pescadores de Playa Caleta, dice que los pescadores no han avanzado y siguen sumergidos en las mismas necesidades de cuando se iniciaron en la pesca. Porque las autoridades no se han enfocado nunca en el desarrollo de la comunidad pesquera. “Las autoridades que dejen las promesas, ya ese tiempo de promesas pasó, solo vienen cuando hay política a prometer y después no vuelven.

Tenemos las mismas embarcaciones, encachadas de fibras de vidrio y las maderas podridas de hace más de 40 años”, expresó Rijo. 

Sostuvo que el muelle es una prioridad, porque aparte de aportar con el embellecimiento y la higiene de la playa, permitiría seguridad para las embarcaciones y los turistas que todavía están esperando.

“Las autoridades que dejen las promesas, el pueblo se cansa, el instinto de sobre- vivencia y protegernos nacemos con él, ya no hay hombre tonto ni ciego en la tierra, cero promesas”, exclamó el representante de los pescadores. 

Otra queja la externó Yefri Mejía Abreu, quien es un joven que desde su nacimiento ha vivido en el Distrito Municipal de Caleta y ejerce la pesca desde su adolescencia. Explica que las necesidades de ellos son varias entre ellas, la anhelada construcción del muelle, la construcción de la Plaza del Pescado para exhibir y ofertar sus productos, para que a la vez la estructura le permita limpiar el pescado para no tener que hacerlo encima de las barcas a orilla de la playa. 

Fuente: El Tiempo